martes, 4 de agosto de 2009

Actividades relacionadas con el planeta tierra y el universo, las personas que habitamos este planeta y como podemos cuidarlo



Objetivo: Apreciar la ciudad en la cual vivimos.
Actividad: Ir con el niño a algún lugar desde el cual se pueda contemplar parte de la ciudad, disfrutar de la vista, observar y conversar sobre la ciudad,
vegetación, viviendas, calles, colores, olores...
Objetivo: Apreciar la vida en otros lugares.
Actividad: Con ayuda de
fotos de revistas o de programas de televisión, conversar con el niño sobre diferentes culturas, formas de vivir, paisajes, comidas, etc.
Actividad: Organizar una comida típica de otra región, hablar sobre esa región, decorar la mesa o vestirse de acuerdo a las costumbres de ese lugar.
Objetivo: Desarrollar
actitudes de protección del ambiente.
Actividad: Enseñar al niño cómo cuidar las
plantas de la casa o jardín del edificio, regarlas, limpiarle las hojas...
Actividad: Si van a salir de paseo, llevar una bolsa para los desperdicios.
Objetivo: Elaborar letras o
planetas de masa de pan.
Actividad: Preparar la masa con el niño:
Una taza y media de agua templada, un sobre de levadura, cuatro tazas de harina; una cucharada de sal.
Mezclar todos los ingredientes.
Hacer con la masa las letras de su nombre, los planetas, o el número de
teléfono de casa. Con un pincel, pasar por las letras huevo batido.
Cocer en el horno a 400 grados durante 12 minutos.
Experiencias científicas
¿Por qué importa el tiempo?
Material:
Una prenda de vestir para representar cada estación: un traje de baño, un sweater, una campera y un impermeable; ilustraciones relacionadas con las estaciones.
Procedimiento:
Hablar acerca del día de hoy. ¿Qué tal está afuera? ¿Qué se puede hacer hoy afuera? Hacer que los
niños miren las prendas de vestir y elijan la más apropiada para esta época del año. Luego hablar de cuándo podrían utilizarse las demás prendas.
Preguntar: ¿Por qué se usa el traje de baño en verano? ¿Por qué necesitamos impermeable en otoño? ¿Luce
el sol en invierno? ¿Por qué entonces no hace calor suficiente para llevar un sweater o un traje de baño?
Explicar que cuando el sol brilla en invierno, está más lejos de
la Tierra, por lo que ésta no está tan caliente como en el verano. Puede utilizarse el balón y la linterna para mostrar cómo el sol está más lejos de la Tierra en invierno.
Enseñar ilustraciones relacionadas con las estaciones y hablar acerca del orden en que se suceden.
Hacer que los niños hablen de las cosas que se pueden hacer al
aire libre durante cada estación. Hablar de que el tiempo desempeña un papel importante en la determinación de lo que se puede hacer al aire libre.
Nota para el maestro:
La Tierra se mueve alrededor del sol con su eje inclinado formando un ángulo de 23.5 grados. El eje de la Tierra señala siempre hacia la estrella polar. La combinación de estos hechos motiva las estaciones. Como la Tierra gira con este ángulo, los rayos solares inciden de manera distinta sobre la Tierra, con lo cual se originan las estaciones.
¿Cómo andan los caracoles?
Materiales:
Caracoles
una lupa
un acuario
un lápiz pastel
una regla.
Procedimiento:
Observar los caracoles en el acuario. Mirar de cerca al caracol cuando sube por el cristal.
Preguntar: ¿Pueden distinguir cuántas patas tiene? Explicar que los caracoles se arrastran moviendo los
músculos de la parte inferior del cuerpo. Con la lupa, los niños podrán ver el movimiento. Marcar la posición del caracol con lápiz pastel en la parte exterior del acuario. Varias horas después medir la distancia que ha recorrido. Hacer que los niños anden de un extremo al otro del aula y comparar esta distancia con la recorrida por el caracol.
Si no es posible observar caracoles vivos, usar en su lugar fotografías o dibujos. Pedir a los niños que busquen patas o pies en todos ellos, luego explicar cómo se mueve el caracol. Nota para el maestro:
El caracol es un molusco con una sola concha. También pertenecen a este
grupo las caracolas y los buccinos. Algunas personas coleccionan las conchas de estos animales y algunas conchas se usan para fabricar joyas y objetos decorativos.
EL MOHO.
Necesitas:
Bolsa plástica con cierre hermético
Rebanada o trozo de pan
Gotario
Agua
Paso 1
Con la ayuda de un gotario, moja un pan con agua. Solo unas cuantas gotas; si lo mojas demasiado podría deshacerse.
Paso 2
Pon el pan dentro de la bolsa y ciérrala.
Paso 3
Deja esta bolsa en un lugar oscuro y tibio por varios días.
Paso 4
Observa diariamente el pan para ver lo que ocurre. Al cabo de unos días verás cómo aparecerá el moho, que es como un pelillo gris oscuro.
Conclusión
Las esporas ya estaban en el pan. Por eso, al proporcionarle las condiciones adecuadas, el moho se reprodujo. Cuando hayas visto cómo se desarrolla, bota la bolsa y el pan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada